domingo, 14 de julio de 2013

extracto

"...no recuerdo qién dijo eso de que el ser humano está arrojado al mundo. Es una manera de expresarlo, hay parte de razón en ello, mucha, aunque matizo. 
Llegamos a la vida y aprendemos lo que nos enseñan y lo que no, experimentamos... De eso se trata, para algunos, el vivir.              
Bien, empiezan a aparecer destellos no del todo conocidos en el camino, destellos que despiertan la intuición. Nos reconocemos en el espejo, a veces no nos comprendemos, no comprendemos el mundo, pero nos vemos obligados a tomar una postura. 
La belleza, así como la fealdad, nos perturban; nos sentimos poderosamente inclinados a fijar ahí nuestra atención; más bien se podría decir que necesitamos  hablar sobre el tema, ya sea con nosotros mismos o con los otros, o de ambas maneras.
No se trata de complicación o de un problema, es una necesidad. No  me voy a preguntar, dado el caso, qué somos, etc. Hay un hecho, y es que somos, hasta el momento de morir; es decir, estamos y, aunque no sea lo mismo, son hechos simultáneos, van ligados.
Ese ser-estar desde un punto de vista de concebirse como vida limitada, llama la atención; ni siquiera se trata de qué debemos hacer, sino de qué hacemos.
Constantemente se habla y se explica, pero en la mayoría de las ocasiones todo esto sobra, porque las acciones lo dicen todo, son lo que nos hace presentes, lo que se indica a sí mismo... 
Sí, aparece la filosofía. No estamos en un terreno arbitrario; esta sietuación es algo que nos rodea y nos toca la piel de forma más próxima que el aire que respiramos. Nos abraza más fuerte que nuestra madre, por decirlo de algún modo; forma parte de nosotros, es el a priori del parto: la pura existencia.
Una vez puesto el axioma, veamos qué hay ahí. nos moimos y, por tanto, nuestra vida es limitada. nuestra existencia, nuestro tiempo. figura importante: el tiempo. Fundamental.
Podría ser que nuestra consciencia continuara tras la muerte de nuestro cuerpo, pero eso implica la separación de mente-cuerpo, cosa que en la experiencia diaria no parece corresponderse mucho, pues las cosas del cuerpo parecen afectar al espíritu aproximadamente e la misma manera que las cosas del alma parecen afectar al cuerpo. Véase la cantidad de enfermedades psicológicas que se tratan actualmente.

Retomando el hilo; podría ser que nuestra vida no se interrumpiera con la muerte del cuerpo, pero eso es cuestión de fe. El hecho sigue siendo que nos morimos y que todos lloramos y sufrimos con la muerte de alguien querido. 
Si  vamos a desaparecer más pronto que tarde, ¿nos importa cómo es nuestra vida? Podría ser. En ese caso, miramos nuestra realidad y decimos: ¿ Qué hago, qué estoy haciendo actualmente? Después, sopesamos nuestras circunstancias, y nos preguntamos: ¿Está todo bien, me gusta? Si es sí, vamos bien, pues se trata de "pasarlo bien" aquí; un poco de calidad de vida, un poco de calidad en mí. 
El ego también se pone en parte de nuestro lado, pues exige estas cosas: creo firmemente que en libertad nos vemos más guapos, por tanto, el  ego también desea la libertad. ¿Quén no ha experimentado esa sensaccón alguna vez, el estar lleno y tranquilo, observando todo aquello que le rodea, atentamente, como en la película más bella que uno pudiera ver? La libertad se manifiesta como belleza..."

Marcelo Santamaría. Extracto. La muerte del soldado de Rimbaud. I. Sui

domingo, 30 de junio de 2013

index sui

se te pone el blog en chino, y gracias a que el lenguaje de los iconos es todavía universal, puedo escribir aquí.quiero escribir aquí porque estoy hablando contigo. te hablo más que escribo. pagué 250 euros por un ordenador que me hace perder mucho tiempo porque está lleno de programas que hacen que funcione fatal. y todo por la publicidad. pero no me atrapa, porque tiene el aspecto de una cucaracha en el momento en que estás en el baño cagando. y es bastante grande y negra, la cucaracha. no me atrapa, pero ellos fumigan con ráfagas sin distinción. y por eso tengo la sensación de que hay cucarachas en el baño mientras cago.

la vida, el mundo, es precioso. lo más precioso que se puede concebir. por eso no es posible quejarse, está prohibido bajo pena de muerte. hay que actuar.y ojo, no es obligatorio; dejémonos de penitencias. cristianismo y demás? de hecho, no es posible dejar de actuar, la vida es, ante todo, acción radical. siempre siempre, somos radicales.
partiendo de que todos somos radicales, de que la vida es lo más precioso. y nunca hubo más libertad generalizada, nunca una masa tal de libertad, y eso es terriblemente bello y lo más valioso. hace que las heridas se puedan sentir en toda su profundidad, así, si te concentras y escuchas lo que te digo. hace que la belleza del amor te viole, y nunca nada te gustó más.
un tipo decide colgar un cuadro de miró en el cuarto de baño, donde caga, donde seguramente aparezcan cucarachas. un tipo decide renunciar a vivir en el país aloha con todo lujo de detalles, para vivir un presente incierto perseguido por nada menos que Estados Unidos. La condición humana? Venga ya. la libertad, más bien. esa que últimamente está en todos lados.
me levanto deprimido porque la talla de mi ropa no me queda. estoy feo. esta tarde me voy a un bar y miro a la gente. creo que no saben qué hacer. yo no sé qué hacer. estoy frustrada. no sé cómo ponerme el pelo. me tomo 18 cervezas y me vuelo durante unas horitas. mañana no tengo que madrugar, y no me acuerdo de la mayoría de lo que hice por la noche, pero estoy cansado.

en el restaurante, el camarero se interesa por ti y te regala flores sin más. te abraza y ya sabes su nombre. antes de salir de casa tenemos por costumbre ponernos la correa. a ver si ya la dejamos colgada detrás de la puerta, o mejor, le prendemos fuego. es un acto en el fondo, muy simple.y es que en ocasiones nos sentimos vulnerables a la mirada ajena. y a quién no le pasa, pero qué más da, analizado así suena de cajón. en un mundo tan radical que te asegura que mañana podrías morir, y también podrías vivir. puestos en el filo de la navaja. creo que ahí se puede, sobre todo, patinar. así me gusta. ante suelo tal, nos crecemos.
nada se pierde por tiempo, porque el tiempo es eterno. lo que realmente estaba, está. no te preocupes por eso. hasta el gesto más común tiene su peso. por qué no me hablaron pronto de lo sagrado? porque lo sagrado habla por sí mismo. a gritos. index sui.

domingo, 9 de junio de 2013

Being




It's about archeology.
an archeology work, into the future.
pieces of greek masks, roman lances,
arabic dances, celtic shields.
and in the centre, you,

with light coming from the future
with look into the eternity present
making yourself material and transcending all the limits
with all the love of your heart,

naked and covered of all those pieces of a warrior past,
armed to the teeth of all the rituals that are coming from the future.
in the centre, you,

the being aware,
the Eyes of God,

with the complete love of the Universe

domingo, 23 de diciembre de 2012

jueves, 11 de octubre de 2012

En el Abismo

En el abismo, bailando en el abismo
y mirándolo de frente,
sin agachar la cabeza.

En el abismo soy tan necesaria como él,
y mi orgullo es tan enorme como el suyo,

y así, en ocasiones
 nos sentimos casi obsesivamente enamorados,

y así, bailar en el abismo
es de una belleza erótica aplastante.

miércoles, 3 de octubre de 2012

Los Ojos de Dios


Tenía el pasado metido en una porosa bolsa de trapo,
con el calor sudaba y sudaba, con el frío se volvía humedad.

El pasado respiraba a través de la bolsa colgada en su hombro
Y ella se drogaba para poder
continuar el camino.

Pero su pasado muchas veces no la dejaba hablar
o no la dejaba andar,
o no la dejaba dormir,
o no la dejaba pensar.

Y llegó hasta uno de los fines del mundo
con su pasado a la espalda
tras caminar mucho mucho tiempo,
llegó exhausta y veía que allí
sólo estaban ella y su pasado

Ella, cada vez más pequeña, más flaquita
y su pasado, cada vez mayor, más pesado
estaba cansada, se miró en un charquito
el espejo en el fin del mundo

y vio bajo sus ojos dos enormes ojeras
y no le gustaron, no. No le gustaron nada.

Y se dijo que ahí se quedaba la bolsa de trapo
que si muriese por no tener pasado
estaría bien

que aquellos a quienes amaba
no contaban con historia
y que ella tampoco tendría una,

sino que se dedicaría a contar varias
miles
a vivir millones de historias
todas vividas y todas olvidadas
nada más terminar.

Ser los ojos de Dios
los ojos del Diablo
Amar la oscuridad
Su mundo negro, tenebroso
lleno de plegarias

Allí edificaría su casa
y llevaría con ella
todo el brillo que su alma contenía

Pero su pasado quedaría aquí
porque no era importante
porque ocupaba un espacio
que no era el suyo.

Ser los ojos de Dios y del Diablo.
Ese era su sueño.

Ser infinita hasta el día de su muerte.

martes, 25 de septiembre de 2012

Monólogo

Esos días en que te arrastras por la ciudad,
en que tus ojos están a medio abrir,
tus sentimientos también están a medio abrir,

En los que el café no funciona,
en que hay kilómetros de distancia entre tú y la gente,

En los que escribir es la única conversación posible,

En los que no caer en la cama para tratar de dormir
                                                           es muy difícil.

Arrastras los pies, entreabres los ojos, escribes como puedes,
pero estás más preparado para dormir eternamente
que para cualquier otra cosa.

Y aun así disfrutas ese calmo día,
porque es el momento en el que entre tus labios y tu oreja
hay un centímetro de distancia.